Renfe

Trenes de Viajeros

Contenido de la página

Automotor eléctrico Serie 100

Descripción

Imagen del Automotor eléctrico Serie 100

Estos trenes que comenzaron a circular en España en 1992, fueron una evolución del TGV Atlántico con numerosas modificaciones para adaptarlos a las condiciones de explotación y del mercado español, como un nuevo sistema para disminuir los efectos de las ondas de presión en los túneles, el refuerzo de la potencia de los equipos de climatización y la incorporación de equipos de control y señalización LZB y Asfa. Tras 15 años de actividad, en verano de 2009 se finalizó una remodernización técnica y estética para adaptarlos a las necesidades de los clientes. Actualmente están en proceso de transformación para aumentar su capacidad a 347 plazas.

Distribución Interior y Prestaciones

El tren tiene una composición invariable, y está formado por dos cabezas motrices extremas y ocho coches intermedios, de forma que puede circular en cualquier sentido de marcha. También es posible la circulación de dos trenes acoplados en mando múltiple.

De los ocho coches, el primero y segundo se han destinado a clase Preferente con un total de 80 plazas y el cuarto coche se ha acondicionado como cafetería. Los restantes coches conforman la clase Turista con un total de 267 plazas, siendo 2 de personas de movilidad reducida.

Entre otras prestaciones, el tren incorpora un sistema de audio y vídeo, con escucha en el asiento, aire acondicionado, megafonía, paneles digitales, cabina telefónica y mesa con tableros de juegos.

Con asientos ergonómicos dotados de apoyabrazos abatibles para permitir un fácil acceso a personas con movilidad reducida, el coche primero de clase Club ofrece pequeños departamentos semiabiertos con asientos reclinables de forma automática mediante un dispositivo neumático. Los asientos de la clase Preferente son individuales y reclinables, y los de la Turista son dobles no reclinables pero con almohadillas de asiento y respaldo, y separados por un apoyabrazos central abatible.

El tren introduce también varias formas de iluminación. Una principal dispuesta en los frisos de costado sobre las ventanas y otra central indirecta.

Además, se han instalado lámparas de lectura individual orientadas hacia cada asiento y lámparas de sobremesa en las mesas situadas entre los asientos enfrentados.

En las plataformas entre coches, dónde también se ubican los maleteros, este tren cuenta con los aseos, uno de ellos adaptado a personas de movilidad reducida y otro con servicio de calientabiberones y cambia-pañales.

Información adicional

© Renfe. Todos los derechos reservados.
Información legal | Accesibilidad Web