¿Qué ver en Albacete y provincia?

 

¡Albacete florece en primavera! Sus muchas zonas verdes lucen mejor que nunca y se convierten en un lugar ideal para pasear o relajarse. El Parque de Abelardo Sánchez con sus 12 hectáreas de terreno, cuenta con una vegetación espectacular. En su interior encontrarás el Museo Municipal o el Aula de la Naturaleza, ideal para los más pequeños. El Jardín Botánico de Albacete es otra de las joyas naturales de la ciudad. En él se recrean los diferentes paisajes de Castilla La Mancha, así como otras regiones del mundo más exóticas.

Si te gusta el senderismo, estás de suerte. Albacete y la provincia entera cuentan con numerosas rutas de distintos niveles que muestran los mejores parajes naturales. Por ejemplo, desde la propia ciudad, sale la Vía Verde de la Sierra de Alcaraz que recorre la llanura albaceteña, atravesando las vegas de los ríos Jardín, Cubillo y Salobre. ¿Te animas a descubrirla?

Durante los meses de primavera, la cultura también florece en Albacete con la Primavera Cultural, un programa de actividades culturales para todos los gustos que llena la ciudad de eventos como conciertos, espectáculos, teatros o exposiciones, ¿te lo vas a perder?

Albacete es una ciudad sorprendente y desconocida. Una ciudad ideal para ser descubierta y dejarse conquistar: cómoda, amigable, paseable y accesible. Albacete conjuga amplios espacios verdes, rutas y caminos naturales, con un importante patrimonio monumental y cultural. Pero también es gastronomía, restaurantes tradicionales y modernos, calles repletas de vida y buen ambiente, feria, terraceo y tapeo.

¿A que ya te apetece esa escapada en tren? ¡Sigue leyendo y descubre qué ver en Albacete!

10 cosas imprescindibles que ver en Albacete

Si quieres conocer a fondo la capital de Castilla - La Mancha y descubrir todos sus secretos, no puedes dejar de visitar los siguientes hitos:

  • Catedral de San Juan: aunque se empezó a construir en el año 1515, la obras no finalizan definitivamente hasta el siglo XX. Destaca en su interior el mayor lienzo del mundo pintado por una persona y la capilla de la Virgen de los Llanos.
  • Plaza del Altozano: centro neurálgico de la ciudad, se trata de una plaza ajardinada ideal para descansar y contemplar un  buen número de ejemplos del patrimonio arquitectónico, desde el Antiguo Ayuntamiento al edificio Banco de España. En el centro, el monumento al Cuchillero.
  • Museo de la Cuchillería: el conocido como Palacio del Hortelano es la sede del museo de la Cuchillería desde 2004. Sus dos plantas ofrecen un interesante recorrido por la historia de la navaja y la importancia de la industria cuchillera en la región, con numerosas piezas y colecciones que el museo ha ido adquiriendo.
  • Centro cultural La Asunción: antiguo convento de la Encarnación, construido en el siglo XVI. Destacan sus galerías alta y baja, con columnas de estilos jónico y toscano, y el gran artesonado renacentista del Salón de Actos.
  • Depósito del Sol: construido en 1921, con el fin de almacenar agua potable y asegurar el abastecimiento de la ciudad, se trata de un gran cilindro circular de 13 metros de altura y dos pisos, con decoración modernista en la cornisa y en la linterna. Tras décadas en desuso, en la actualidad alberga la Biblioteca Municipal.
  • Jardinillos de la Feria: es el más antiguo de los jardines de la ciudad. Un remanso de paz en el que destaca el magnífico templete decimonónico concebido para conciertos musicales al aire libre.
  • Parque Lineal: situado en las antiguas vías del tren, este parque urbano cuenta con ejemplares centenarios de olmos y varios elementos curiosos que recuerdan su origen. El semáforo ferroviario en el que fuera conocido como Puente de Madera o la locomotora situada en el entorno frente a la Fábrica de Harinas.
  • Parque de Abelardo Sánchez: el gran pulmón verde la ciudad. Céntrico y con numerosas fuentes, estanques y esculturas, este parque invita al paseo, al descanso y al descubrimiento.
  • Teatro - Circo: uno de los edificios más emblemáticos de la ciudad, aún mantiene su doble función acogiendo tanto espectáculos teatrales como circenses. Su cúpula representa el cielo nocturno, con sus constelaciones y estrellas.
  • Pasaje Lodares: galería comercial y residencial. Este ejemplo de arquitectura modernista de principios del siglo XX, une las céntricas calles del Tinte y Mayor, atrae la atención de inmediato por su singularidad.

Albacete provincia: ruralidad y naturaleza

Más allá de la capital, la provincia de Albacete es todo un desconocido por descubrir y disfrutar. Por eso te recomendamos que te acerques a conocer los siguientes puntos en tu visita:

  • Lagunas de Ruidera: el Parque Natural de Ruidera es un espacio natural protegido que cuenta con 15 lagunas que conforman un espectacular paisaje natural en el que poder admirar la diversidad de su flora y fauna. ¡Un destino imprescindibles para todos los amantes de la naturaleza!
  • Alcalá del Júcar: este pequeño pueblo es uno de los más pintorescos de la provincia de Albacete ¡y uno de los más bellos! Cuenta con un riquísimo patrimonio histórico, declarado Conjunto Histórico- Artístico. Aquí no puedes dejar de visitar su castillo o su impresionante casa cueva.
  • Chinchilla de Montearagón: Otro destino para los amantes de la historia. En este precioso pueblo medieval destacan el castillo y la fortaleza, la iglesia de Santa María del Salvador o el convento de Santo Domingo. Además, te recomendamos que desde aquí, aproveches, y visites también Almansa un estratégico pueblo que cuenta con un impresionante castillo, ¡ideal para una buena visita!

Cómo llegar en tren a Albacete

Con Renfe podrás viajar de manera sostenible, rápida y cómoda. ¿A qué estás esperando para conseguir tus billetes? ¡Vamos a Albacete!

Echa un vistazo a nuestras rutas