Semana Santa en Valladolid: el poder del silencio
 

La Semana Santa de Valladolid es uno de los principales atractivos turísticos de la ciudad, y no es para menos. De un estilo más sobrio y menos festivo que las Semanas Santas de Sevilla o Málaga, esta celebración tiene un fuerte interés histórico y tradicional y además… ¡Está declarada de interés turístico internacional! ¿Te apetece una escapada para conocerla?

El santo silencio

Si algo diferencia a la Semana Santa en Castilla y León, y especialmente a la de Valladolid, es el silencio.
Aquí, las procesiones avanzan de forma solemne y sobria sin apenas adornos musicales, llegando a ser calificada como la Semana Santa que representa con más fidelidad, rigor y detalle a la Pasión.
En definitiva, algo que no te puedes perder.

Las tallas de la Semana Santa de Valladolid

Otro de los atractivos que hace de la Semana Santa en Valladolid un plan indispensable son sus históricas tallas e imaginería religiosa. Estas fueron esculpidas en madera por maestros como Gregorio Fernández, Juan de Juni o Pedro de Ávila,y se remontan a los siglos XV y XVI. ¡Además solamente ven la luz durante esta semana ya que el resto del año descansan en el museo nacional de escultura!

También son de los siglos XV y XVI las cinco cofradías históricas de Valladolid: la Cofradía Penitencial de la Santa Vera Cruz, la Cofradía Penitencial de la Sagrada Pasión de Cristo, la Ilustre Cofradía Penitencial de Nuestra Señora de las Angustias, la Muy Ilustre Cofradía de Nuestra Señora de La Piedad y la Cofradía Penitencial de Nuestro Padre Jesús Nazareno.
 


Las procesiones que no te puedes perder

Si además no te quieres perder estas magníficas tallas históricas en pleno apogeo, te recomendamos algunas de las procesiones más importantes de la Semana Santa de Valladolid:

  • La Procesión de las Palmas el Domingo de Ramos
  • La Procesión del Encuentro el Martes Santo
  • La Procesión de Penitencia y Caridad el Jueves Santo
  • La Procesión General de la Sagrada Pasión del Redentor

Tradiciones de la Semana Santa Vallisoletana

Además deser una época de penitencia y fé para los creyentes, la Semana Santa es un momento para degustar algunos de los manjares típicos de esta época. Torrijas, buñuelos, rosquillas y demás delicias dulces se alzan como reyes y reinas de estos días, pero no podemos olvidarnos de otros platos estrellas de la gastronomía de Valladolid como la sopa de ajo o, como no, un buen lechazo (¡siempre que no sigas con rigor la cuaresma!).

¿Con ganas de visitar Valladolid? Desde Renfe te lo ponemos fácil para que viajes de la forma más rápida, cómoda y sostenible. ¡Déjate llevar!

Recuerda que hemos puesto en marcha un amplio conjunto de medidas, certificadas por AENOR y SGS, para que disfrutes de un viaje seguro y tranquilo. Conócelas.

 

 

Muévete con Renfe y cuida del medio ambiente.